La edad de Oro de las Mini Series.

El éxito de las mini Series y series frente a las películas, un resultado más que evidente.

Últimamente las series y miniseries de televisión están teniendo más éxito que las propias películas. ¿A qué se debe esto? Uno de los principales factores es su duración, ya que permite desarrollar un conjunto de mecanismos que resultan adictivos para el espectador. Una serie dura, por lo general, mucho más que una película. Si lo habitual es encontrar películas de entre una hora y dos horas, las series como mínimo presentan seis o siete horas de contenido. Normalmente la diferencia es mucho mayor. El extremo está presente en series como  Los Simpson que sobrepasan las 100 horas de duración.

 

Otro de los factores que favorece el éxito de las series de televisión es la familiaridad y la cercanía que el espectador puede sentir con los personajes, ya que estos están más tiempo presentes en pantalla que en una película y, por tanto, las probabilidades de conexión son mayores. Esto deriva en gran medida de la propia duración de la serie. Asimismo, también es importante considerar la certidumbre que aporta la repetición del mismo contexto con los mismos personajes, pues resulta algo gratificante, siempre y cuando lo que se ve sea satisfactorio. Además de esto, hay mecanismos narrativos  muy útiles para enganchar al espectador, como es el caso del omnipresente cliffhanger que consiste en dejar la progresión narrativa como “colgando de un acantilado” al final de cada capítulo, con una incógnita o cierto suspense que despierte el deseo del espectador por conocer el desarrollo de la historia.

El exito de las miniseries es otro de los puntos importantes en la ficción en España, una serie a veces puede considerarse larga o que se estira un chicle demasiado, en cambio las miniseries consiguen poder contar las historias con un principio y final escrito, sin necesidad de estirar un producto, o que pueda quedar escaso como es el caso de una pelicula. Esta productora está a punto de estrenar la serie "Perdóname Señor" una mini serie compuesta de 8 capitulos, en la que el espectador se verá enganchado desde el primer momento.

 

El éxito de las series de televisión se puede asociar fácilmente con el éxito de las novelas por entregas en el siglo XIX. . No obstante, las novelas por entregas estaban consideradas literatura de baja calidad, pues los autores solían escribir con muchos artificios narrativos, muy rápido y tratando temas que se sabía de antemano eran del gusto de los lectores, pues el fin último era ganar dinero. Actualmente, productoras como em este caso  "Gossip Events Productions"  ya generan cierto volumen de contenido tras analizar datos estadísticos que determinan los gustos del público, así se garantizan el éxito. Aunque todo esto sea cuestionable, sigue habiendo series de calidad.